Sobre Nosotros

El Proyecto Nacer, Inc. es una corporación cristiana sin fines de lucro que atiende holísticamente a familias de padres adolescentes, única en Puerto Rico. El 16 de junio de 2000 la institución fue incorporada con el número 34,777, pero no fue hasta el 2001 que recibió la primera familia participante. Originalmente los servicios se diseñaron para atender las familias de padres adolescentes que estudiaban en las escuelas públicas, en el primer Centro de IMG_5458Servicio para Familias de Padres Adolescentes Primerizos. Este Centro tenía capacidad para 32 familias que tuviesen un solo hijo y estaba subvencionado por los fondos del Programa Child Care.

Para el año 2006 el Consejo General de Educación de Puerto Rico otorgó la licencia de autorización número A-14-91. El Centro se diseñó con el propósito de que las familias de padres adolescentes culminen sus metas académicas de escuela superior, además de cumplir con sus obligaciones de padres, proveedores, pareja, ciudadanos y jefes de hogar, entre otros. Por lo tanto, las clases electivas de esta nueva escuela son: Destrezas a Padres (currículo Partners for Learning para desarrollar padres como primer educador de su hijo), Microempresas (estilismo, costura, repostería, otros), Cocina (cómo comprar en el supermercado, nutrición y cocinar, entre otros temas), Costura (preparar canastillo) y talleres (parto, licencia para conducir, manejo de conflictos, comunicación en pareja, entre muchas otras). Esta licencia de autorización fue renovada el 30 de mayo de 2014 y tendrá vigencia hasta el 29 de mayo de 2019.

En el año 2009 se recibieron fondos del Departamento de Educación destinados a atender desertores escolares y se desarrollaron otras iniciativas que aseguraban la retención del estudiante.

Se enumeran algunas de ellas como lo es el componente de maestras visitantes que mantienen al estudiante que se encuentra en recuperación de su parto en el hogar u hospital, con el material educativo discutido en clase. Esta estrategia minimiza el atraso en el cumplimiento de las expectativas educativas del estudiante.

Además, como estrategia de retención está el programa conocido como IMPACTA (Iniciativa de Mentoría con Padres Adolescentes como Tutores Académicos) que ofrece una beca de $250 mensuales a los participantes de la institución. Estos ofrecen tutorías a los estudiantes de Kínder a Tercero, de las escuelas cercanas a los dos (2) Centros de operación de la institución que no dominen las destrezas básicas de lectura, escritura, suma y resta. Además ofrecen tutorías a estudiantes de nuestra institución que necesiten refuerzo académico para aumentar su promedio.

En el año 2011 varias entidades sin fines de lucro que atienden desertores escolares establecieron una Alianza para la Educación Alternativa (AEA), de la cual Proyecto Nacer forma parte. Esto con el propósito de impulsar legislación que reconozca la educación alternativa como una forma corriente dentro del sistema educativo de Puerto Rico. Se logró el Proyecto de la Cámara P de la C 3865 que reza: “Ley Habilitadora para el Desarrollo de la Educación Alternativa de Puerto Rico”, que persigue atender de forma integrada las necesidades particulares cognoscitivas, académicas, bio-psicosociales, vocacionales y empresariales de la población de adolescentes y jóvenes que se encuentran fuera de la escuela o con potencial de alto riesgo de abandono escolar; establecer la Comisión de Educación Alternativa; y para otros fines relacionados. Finalmente, se aprobó la Ley Núm. 213 del 26 de agosto de 2012 que fortaleció el componente psicosocial de la institución con psicólogos y añadió orientadores vocacionales que le ofrecen a los estudiantes participantes y egresados de la institución, seguimiento en las universidades e institutos. Además, permitió comenzar el Programa de Pre-Kínder y Kínder como estrategia para aumentar el periodo de impacto de las familias participantes de la institución. Una vez nuestros participantes se gradúen de nuestra escuela superior e ingresen a la universidad, sus hijos pueden continuar en la institución hasta el grado de kínder y la familia continúa recibiendo todos los servicios de apoyo a través de nuestros Centros. El trabajo con los hijos de los adolescentes es uno básicamente preventivo y con la meta de que sean niños exitosos en las escuelas. Esta estrategia está enfocada en romper con el ciclo de desventaja social.

En el año 2012 la institución somete al Consejo General de Educación de Puerto Rico el Autoestudio para la acreditación de la escuela. Este proceso fue muy enriquecedor y en sí mismo creó el ambiente propicio para que los estándares establecidos por la institución aumentaran de nivel. El 27 de febrero de 2013 nuestra institución fue finalmente acreditada hasta el 26 de febrero de 2018. Hemos adaptado nuestros ofrecimientos académicos a las necesidades identificadas en nuestra población para poder cumplir con sus expectativas.